Desde la IRU informan que, con efecto inmediato, ya no es necesario el Kent Access Permit (KAP), si se conduce un vehículo pesado hacia la UE desde el Puerto de Dover o el Eurotúnel. También se cerrará el servicio de «comprobación de si un camión está preparado para cruzar la frontera».

Se ha considerado que la obligación de «recordar» a los transportistas que comprueben que tienen la documentación necesaria para cruzar la frontera entre Gran Bretaña y la UE ya no es necesaria, pero la obligación sigue existiendo. Cualquier transportista que llegue al puerto o al túnel y no esté «preparado para cruzar la frontera» será rechazado.

También se debe comprobar si se necesita una prueba de coronavirus (COVID-19) y cuándo hay que hacérsela.

Se puede seguir accediendo al asesoramiento a través de los sitios de información.